¿Qué Comen Las Tortugas de Agua Dulce?

La duda más común para quiénes compran tortugas acuáticas como mascotas es qué comen las tortugas de agua dulce. Ya que son animales omnívoros que pueden ingerir tanto carne como vegetales.

Las tortugas se clasifican como miembros del reino Animalia, filo Chordata, clase Reptilia y orden Testudines.

Qué comen las tortugas de agua dulce

Hay trece familias en el orden y más de 356 especies. Por tanto, las tortugas de agua dulce son reptiles, como las serpientes y los lagartos. Las tortugas de agua dulce silvestres viven en estanques y lagos, y salen del agua para subirse a troncos o rocas y tomar el cálido sol.

Esto significa que, cuando adoptes una tortuga de agua dulce, tendrás que proporcionarle un tanque de agua para nadar y también una zona de descanso en tierra donde pueda calentarse y tumbarse a la luz.

¿Y qué pasa con la dieta? ¿Qué comen las tortugas de agua dulce?

Las tortugas de agua dulce tienen una dieta variada que incluye gusanos, caracoles, larvas de insectos, insectos acuáticos, crustáceos, plantas acuáticas, algas y fruta caída.

Buscaremos poder recrear su dieta natural cuando las cuidemos en casa.

¿Qué son las tortugas de agua dulce?

Las tortugas de agua dulce, son reptiles de sangre fría con características y comportamientos particulares para cada especie.

Existen muchas variedades de este género, pero las tortugas de acuarios más comunes son las siguientes:

  1. Tortuga Cumberland.
  2. Tortuga de Orejas Amarillas.
  3. Tortuga de Orejas Rojas.

En el caso de las tortugas de Orejas Rojas, son ejemplares que alcanzan los 20 centímetros de longitud y, además, pasan gran parte de su vida en el agua.

Las Tortugas de Orejas Amarillas, se caracterizan por sus patrones de líneas que cubren su cola, patas y cabeza que pueden medir 30 centímetros aproximadamente.

Dieta de las tortugas de agua dulce

Mientras que las Tortugas Cumberland, son reptiles de caparazones en forma de óvalo y de tonalidad verde con algunas manchas de color amarillo y miden hasta 21 centímetros.

  • Las tortugas de agua dulce son reptiles, como las serpientes y los lagartos.
  • Su caparazón sirve principalmente para protegerse de los depredadores.
  • Todas necesitan acceso tanto al agua como a la tierra para completar su ciclo vital.
  • Habitan una gran variedad de hábitats de agua dulce, desde todo tipo de humedales hasta lagos, arroyos y ríos.

Las tortugas de agua dulce son reptiles, como las serpientes, los cocodrilos y los lagartos. Al igual que los demás reptiles, son ectodérmicas o de «sangre fría», lo que significa que su temperatura interna coincide con la de su entorno.

También tienen una piel escamosa, lo que les permite, a diferencia de la mayoría de los anfibios, vivir fuera del agua. Asimismo, como muchas especies de reptiles, las tortugas ponen huevos (son ovíparas).

Pero lo que las diferencia de otros reptiles es que las tortugas tienen un caparazón.

Este caparazón, compuesto por un caparazón en la espalda y un plastrón en el vientre, está formado por placas óseas. Estos huesos están cubiertos por escudos córneos hechos de queratina (como las uñas humanas) o de piel correosa, según la especie.

Todas las tortugas de agua dulce canadienses pueden replegarse en su caparazón y ocultar todo su cuerpo, excepto la tortuga mordedora común (Chelydra serpentina). Este caparazón se considera quizá la forma de armadura más eficaz del reino animal, ya que las tortugas adultas tienen muchas posibilidades de sobrevivir de un año a otro.

De hecho, las tortugas tienen una vida impresionantemente larga para unos animales tan pequeños.

Cómo alimentar a mis tortugas de agua dulce

Por ejemplo, la tortuga de Blanding (Emydoidea blandingi) puede vivir más de 70 años. La mayoría de las demás especies pueden vivir más de 20 años.

Hay unas 320 especies de tortugas en todo el mundo, que habitan una gran variedad de ecosistemas terrestres, de agua dulce y marinos en todos los continentes, excepto en la Antártida y sus aguas. 

Normalmente, las tortugas de agua dulce son más pequeñas que sus homólogas marinas y su aspecto es más variado. Se han adaptado y especializado para vivir en una gran variedad de hábitats, por lo que pueden tener un aspecto muy diferente de una especie a otra.

¿Cuál es la dieta de las tortugas de agua dulce?

A diferencia de la mayoría de los reptiles, las tortugas no tienen dientes. Dependen de sus poderosas mandíbulas, sus fuertes picos córneos y sus garras delanteras para agarrar y desgarrar su comida.

Si los bocados son lo suficientemente pequeños, pueden tragarlos enteros, pero si no, los mastican con sus picos y mandíbulas. 

En general, la dieta de una tortuga incluye plantas acuáticas y terrestres, invertebrados como caracoles, babosas, lombrices de tierra, cangrejos de río e insectos, e incluso vertebrados como peces, anfibios y otras tortugas en algunos casos.

Cuál es la dieta de las tortugas de agua dulce

Algunas consumen más material vegetal, como la tortuga de madera, mientras que otras tienen una dieta más carnívora, como la tortuga mordedora común, que busca principalmente presas muertas.

La mayoría de las tortugas de agua dulce se alimentan sólo bajo el agua, tendiendo una emboscada en el barro a la espera o buscando activamente una presa. Otras, como la tortuga de Blanding y la tortuga de madera, son capaces de capturar alimentos también en tierra.

De hecho, algunos creen que la tortuga de madera pisotea el suelo, emulando el sonido de la lluvia, para conseguir que las lombrices salgan de la tierra y las atrapen.

El alimento de las tortugas de agua dulce es sumamente significativo para su cuidado y desarrollo, estos reptiles acuáticos son famosos por tener un buen apetito.

Lo más recomendable cuando son criadas en cautiverio, es administrarles una dieta lo más balanceada posible, lo cual hará que tengan una vida saludable.

Dicho esto, cabe destacar que son animales omnívoros, es decir, pueden comer:

  • Carne.
  • Pescado.
  • Frutas.
  • Vegetales.
  • Plantas.

Algunos de los alimentos que comen las tortugas de agua dulce en su hábitat de origen, son caracoles y moluscos, sobre todo en su etapa juvenil, ya que requieren de mayor cantidad de proteínas.

Una fuente de agua con malas condiciones de higiene puede repercutir negativamente en el metabolismo de las tortugas acuáticas.

Una tortuga de agua dulce, dependiendo de la especie, de su comportamiento y de su edad, nos indicará cómo debe ser alimentada.

Comúnmente, se recomienda que la dieta de las tortugas sea suministrada entre 1 o 2 veces diarias, de esta forma se creará una rutina en las tortugas para alimentarse.

Alimentación de las tortugas de agua dulce

Se pueden establecer horarios prácticos para alimentarlas, para que sea mucho más fácil para los dueños y no se olvide, por ejemplo, podría ser en la mañana y a una determinada hora de la tarde.

Ciertamente, no importa la hora, sino producir el hábito y la costumbre entre el dueño y la mascota.

El alimento que se encuentra en las tiendas para mascotas, a base de camarones y gambas secas también puede formar parte de la dieta de las tortugas de agua dulce.

Aunque no les aportará las vitaminas que este reptil necesita para vivir, es un alimento que disfrutan mucho, pero no debe ser su única fuente alimenticia, ni tampoco la principal.

Un suplemento vitamínico también puede ser de mucha ayuda en el fortalecimiento de las tortugas, solo cuando exista algún problema en la alimentación del animal.

También debe ser recetado por un médico veterinario capacitado, y no se debe ser irresponsable en el suministro de este suplemento porque pueden ocasionar problemas graves de salud.

Por este motivo, deben ser recetados por un médico veterinario con las indicaciones exactas sobre la dosis que se le debe suministrar a la tortuga de agua dulce.

¿Pueden comer frutas las tortugas de agua dulce?

Al ser un reptil omnívoro, otro alimento que comen las tortugas de agua dulce, podrían ser algunas frutas picadas en trozos, tales como:

  1. Bayas.
  2. Manzanas.
  3. Melones.
Melon
Shutterbug75 / Pixabay

Teniendo en cuenta que nunca se les debe dar frutas cítricas, otro dato a tener en cuenta, es que en ocasiones se les puede dar la fruta con las cáscaras, ya que esto fortalecerá el pico de las tortugas.

También pueden alimentarse con plantas de agua, ya que estas forman parte de la dieta que comen las tortugas de agua dulce, y pueden ser muy saludables para ellas.

En los estanques, acuarios o peceras donde se mantendrán las tortugas, pueden colocarse algunas de estas plantas para que las coman cuando les provoque.

Estas plantas pueden ser la elodea, el helecho de java, los jacintos de agua, las lechugas de agua, los lirios de agua y las lentejas de agua, que deben dárseles a comer al igual que las frutas y verduras (dos veces por semana).

Tortuga de agua dulce alimentación
Chikilino / Pixabay

¿Qué alimentos no pueden comer las tortugas de agua dulce?

Como se mencionó anteriormente los cítricos no forman parte de la dieta de estos reptiles, pero tampoco pueden ser alimentadas con productos con exceso de grasa, tales como:

  • Jamón.
  • Salchichas.
  • Quesos.
  • Pan.
  • Cereales.

Es importante estar atento cuando se les dé el alimento a las tortugas, ya que si pasan por lo menos 10 minutos, y no es consumido debe retirarse inmediatamente para evitar la contaminación del agua.

¿Dónde damos de comer a una tortuga de agua dulce?

Normalmente, se alimentan bajo el agua, ya que de esta forma pueden tragar su alimento y al mismo tiempo hidratarse.

Una característica de estas tortugas, es que cuando comen se dirigen hasta el fondo de los acuarios para poder desgarrar la comida que se les da y por este motivo el agua se ensucia con frecuencia.

Cuando son jóvenes deben alimentarse diariamente, comen directamente en el agua así que no se debe intentar alimentar en otro lugar.

Tortugas de agua dulce dieta
Saken53 / Pixabay

Otra manera para alimentar a estas tortugas cuando son mascotas, es por medio de un envase que esté lo suficientemente separado.

Esta opción será de utilidad para llevar un control más exacto sobre la alimentación de las tortugas, claro está que este consejo no aplica para las plantas de agua.

Ya que estas no serán una fuente de contaminación en el agua, y al contrario darán un aspecto más llamativo y será una fuente alimenticia de reserva.

A pesar de que las tortugas de agua dulce suelen tener un gran apetito, si se les alimenta demasiado puede causarles sobrepeso, por esto es importante tener un control estricto en su alimentación.

Errores en la alimentación de la tortuga de agua dulce

El error más común es el de proporcionar a la tortuga acuática una alimentación basada en un soo tipo de alimento, constituida por lo general por pequeños crustáceos acuáticos secos o liofilizados. 

Alimentar correctamente a una tortuga, respetando su régimen alimentario natural, es muy importante para poderla mantener con una buena salud durante largo tiempo. Además, favorecerás el funcionamiento del sistema inmunitario y por consiguiente, tendrá mayores posibilidades de éxito en la reproducción. 

Errores en la alimentación de tortugas de agua dulce
4753994 / Pixabay

Se pueden utilizar gránulos flotantes elaborados con harinas de pescado, crustáceos o vegetales. Sin embargo, deberá ser en pequeñas cantidades. Un porcentaje no superior al 30%.

Hay que tener en cuenta que también hay que proporcionarles alimentos frescos (carne, insectos, langostinos, pescado…). 

Invertebrados que puedes introducir en la dieta

Los invertebrados que se pueden introducir en la dieta de las tortugas de agua dulce son muchos. 

Para respetar al máximo lo que ocurre en su estado natural, siempre hay queutilizar ejemplares vivos o frescos, perfectamente conservados. Por lo que deberás congelarlos en caso de que sea necesario y respetar la cadena del frío.

Plantas que puede comer tu tortuga

Si tu tortuga es omnívora, es importante una mezcla saludable de plantas y animales. Para los omnívoros, las plantas deben constituir alrededor del 50% de su dieta. Algunas opciones de alimentos saludables son:

  1. Aloe vera.
  2. Higo chumbo.
  3. Espinacas.
  4. Lechuga (romana, de hoja roja y de hoja verde).
  5. perejil.
  6. Col rizada.
  7. Jacintos.
  8. Flores y hojas de hibisco.
  9. Escarola.
  10. Elodea.
  11. Lenteja de agua.
  12. Diente de león.
  13. Berza.
  14. Zanahorias.
  15. Plátanos.
  16. Manzanas.
  17. Fresas.

Fuentes y bibliografía

 

Deja un comentario